La Organización para la salud fundada por el Dr. Rath es única en el mundo: todos los beneficios se destinan a una fundación de utilidad pública.

Salud para todos hasta el año 2020

El Dr. Linus Pauling, dos veces premio Nobel, que vio al Dr. Rath como su sucesor, dijo: “Los descubrimientos del Dr. Rath se encuentran entre los más importantes de la Medicina en general”

Un mundo que deba seguir existiendo debe ser un mundo sano

  1. La salud es un derecho fundamental de las personas Todas las personas tienen derecho sin limitación alguna a ejercer su derecho. Las instituciones públicas y las organizaciones privadas son responsables de que las personas dispongan de la información que les pueda salvar en este terreno. La limitación del derecho a información importante para la vida respecto a la salud representa para todos un delito contra la humanidad.
  2. Hoy en día, por diversos motivos, la salud no se considera para todas las personas. Se cuentan entre ellos las injusticias sociales, los conflictos militares y otros motivos. Otro motivo más importante es el hecho de que para la industria más lucrativa del mundo, la industria farmacéutica, se trate de un negocio de inversión cuya base es la existencia y la perduración de las enfermedades, y esto a pesar de haber extendido declaraciones diferentes. La prevención, el tratamiento y la curación económicas de las enfermedades suponen una amenaza para este “negocio millonario con la enfermedad”.
  3. La mayoría de los esfuerzos por mejorar la salud mundial hasta ahora han sido fallidos. La campaña de la Organización Mundial de la Salud “Salud para todos hasta el año 2000” no pudo lograr su objetivo, ya que no se desmarcó claramente del “negocio con la enfermedad” y, en lugar de eso, se concentró en modificaciones de la administración de la asistencia sanitaria y no aprovechó los progresos mundiales en Medicina.
  4. En los últimos años se lograron progresos en el ámbito de las terapias naturales que reducen en parte la cifra actual de la presencia de enfermedades comunes en los países industrializados y en los países en vías de desarrollo. La causa principal de los problemas de salud más extendidos en el mundo es una carencia crónica de sustancias vitales que tiene una importancia esencial para un metabolismo celular óptimo y también para una estabilidad óptima del tejido conjuntivo.
  5. En el mundo industrializado las causas de mortalidad más frecuentes son el infarto al corazón, el cáncer, la apoplejía, la diabetes y la hipertensión arterial. Al aplicar los conocimientos que existen a su disposición procedentes de la investigación con sustancias vitales y la medicina celular se puede mejorar considerablemente el estado de salud y se pueden salvar millones de vidas.
  6. En los países en vías de desarrollo, según las informaciones de las Naciones Unidas, dos millones de personas padecen carencia de sustancias vitales. La falta de vitaminas es una de las causas principales de las enfermedades que provocan a millones de personas ceguera y enfermedades infecciosas porque el mecanismo de defensa de las células de su cuerpo es defectuoso. Si se utilizaran los conocimientos acerca de las sustancias vitales y las terapias naturales que actualmente ya están disponibles, se podrían salvar millones de vidas humanas en los países en vías de desarrollo.
  7. La eliminación de los problemas de salud más comunes en la actualidad depende de un factor: ¿Con qué rapidez se puede extender la información respecto a este avance en las terapias naturales? Aunque los conocimientos científicos para la eliminación eficaz de estas enfermedades están disponibles y las sustancias vitales esenciales para la prevención de estas enfermedades se pueden producir en cualquier cantidad en cualquier parte del mundo, se impide la divulgación de esta información, que puede salvar vidas.
  8. La industria farmacéutica intenta proteger su mercado mundial de fármacos prohibiendo las terapias naturales. La existencia de la industria farmacéutica se ve amenazada por terapias naturales eficaces y baratas sin fármacos patentados. El importante mercado multimillonario farmacéutico global depende de los medicamentos sintéticos que, a causa de su patentabilidad, permiten un elevado beneficio adicional. Para asegurar la persistencia de la industria farmacéutica como la industria más rentable, las grandes empresas mundiales han emprendido una lucha para prohibir la divulgación de informaciones sobre terapias naturales. Con este propósito la industria farmacéutica abusa de la “Comisión del Códex Alimentarius” de las Naciones Unidas, así como otras autoridades nacionales e internacionales.
  9. Las personas de este mundo están frente a una de las mayores provocaciones de la historia de la humanidad. El derecho a la salud y la vida de millones de personas se ve amenazado por los intereses de lucro de unos pocos accionistas. El objetivo de estos dos grupos de intereses en principio no son compatibles el uno con el otro. En la lucha por salvar vidas humanas contra los beneficios de medicamentos patentados cada gobierno, cada institución pública y privada debe decidir de qué lado está. Y la Historia los hará responsables de esa decisión.
  10. El objetivo “Salud para todos hasta el año 2020” está a la vista. Lo que necesitamos inmediatamente son esfuerzos mundiales para la divulgación de informaciones que impulsen la utilización de terapias naturales en todos los países.

Animo a que

Animo a todas las personas a que difundan esta información para proteger sus vidas y la vida de millones de personas.

Dr. Matthias Rath

Johannesburgo,
agosto de 2002